La rosa…

La rosa callejea buscando carmines…

Las aceras mojadas se envuelven de miedo.

La rosa…

Caminante indemne del dolor que causan sus espinas

Amante, amado…

reliquia de cien revoluciones por minuto,

apócope de tuyo, síndrome del fuego.

La rosa…

La rosa y tú…

y a veces yo

en este ir y venir de locos…

 

Conseguimos bailar al aire de todas las sirenas que

relajaron mil canciones de amores desmedidos…

 

La rosa…

eres tú, y en su esencia

estoy contigo…

El Buhonero

Vendo, compro,

tengo y dejo bien barato…

una risa…

un trozo de cielo,

un amor a desbandadas…

 

Cedo, trueco a cada paso…

los latires huecos de mi alma,

el viés de la luna blanca…

Estoy dispuento a entregaros un corazòn limpio!

por dos cuartos…

el espeto de la suerte

en un instante;

os puedo regalar, maldita sea!

una esquirla de mi propia

muerte….

Primavera…

 

En este caminar

a la llegada de mi otoño

te respiro aire, Primavera!

Me sumo a esta voluntad

furtiva y te descubro

coloreando la rosa

que se cruza en mi camino.

(más…)

La puta mueca

Esta noche…
La misma disfrazada de silencio
al eco de los sinos de la suerte;
te busco, te llamo.
Te veo…
al lado de la risa de esa gente
que cuenta de mentira sus lamentos
y viene a desdecir al desamor.

(más…)

Silencio…

Silencio…
Página muerta de la dicha inerte,
escalafón despiadado,
aguja de crespón iodada,
austera amante de la muerte
en esta juventud robada.

(más…)