Cruel…
Luna cruel que se deshila entre mis manos
brillo inerte de melancolía
mancha negra
que patrocinas mi vida.

Cruel…
Quebranto lúgubre al desencanto
apócope de la señora hipocresía
distancia! entre tu risa
y esta triste mueca mía.
Luna…
Si de veras te llenas de sirenas
que inundan mi camino de apatía
aléjate de mí! deja mi casa!
aún puedo encontrar otra salida.
Luna blanca…
Estandarte en el cielo de pureza
señora de esta cruel idolatría
que me arrebata el alma
en esta noche fría.
Amante…
Amor que arrasas corazones
amargo desdén de las heridas
marcadas al fuego de la muerte
de esta vida carcomida.
Luna negra…
Tan negra como siento este lamento
Oscura, yerma, sola y fría
devuélveme no seas ingrata
por un momento la alegría.
Luna negra…
Negra como los ojos de la duda
que sin pudor me devuelven roída
la limpieza del alma
en su caída.
A %d blogueros les gusta esto: